José Pedro Croft

Sin título, 2003


Aguafuerte
Ed. de 10
56 x 76 cm
Firmado

Incluye certificado de autenticidad Incluye certificado de autenticidad

Envío: de 14 a 20 días laborables. *Durante el mes de agosto los plazos pueden variar.

Devolución gratuita. Ver condiciones de envío Envío: de 14 a 20 días laborables. *Durante el mes de agosto los plazos pueden variar. Devolución gratuita. Ver condiciones de envío

Pago seguro Pago seguro

Pago a plazos con Sequra Pago a plazos con Sequra


Sobre José Pedro Croft (Oporto, Portugal, 1957) Ver perfil del artista >>

 

Originalmente arquitecto, José Pedro Croft es uno de los principales exponentes de la renovación en la escultura portuguesa. Su carrera, tanto como escultor como dibujante, se ha caracterizado desde sus primeras etapas por un minucioso proceso constructivo que combina su universo formal con su mundo personal. En las propias palabras del artista, "el interés de mi trabajo radica en sus matices y en las pequeñas diferencias, no en ningún intento de encasillarlo en una línea específica de trabajo". En definitiva, se trata de un proyecto artístico al margen del itinerario fijado por escuelas y grupos.

En relación con esta concepción, ha trabajado permanentemente en una serie de "cajas", relacionadas con sus esculturas: estructuras muy simples hechas de metal, vidrio y espejos, en las que maneja el concepto de construcción ortogonal que se distorsiona o, como a él le gusta decir, 'dislocado' por un mecanismo de reflexión. A Croft no le importa la geometría como estabilidad, sino como tensión. Al igual que en sus esculturas, sus grabados responden a una geometría rota, algo frustrante, en la que las cajas parecen inclinadas en un espacio demasiado estrecho y sin coordenadas claras.

Sus obras de arte forman parte de colecciones internacionales como el Centre Pompidou, la Fundação Calouste Gulbenkian de Lisboa o el Museo Reina Sofía de Madrid. En 2017 representó a Portugal en la 57 Bienal de Venecia

57ª Bienal de Venecia (2017)

Comisariado por João Pinharanda, Croft representa a Portugal en la última Bienal de Venecia con ‘Medida Incerta’, un grupo de esculturas monumentales en los jardines que rodean el elegante y ecléctico complejo arquitectónico de Villa Hériot, del siglo XIX. Monumentales marcos de hierro (desde 6x1m hasta 8x3m) se distribuyen en el espacio público, sosteniendo vidrios de colores o espejos que, posicionados en diferentes ángulos, multiplican la realidad capturando diferentes planos arquitectónicos y el paisaje vegetal y acuático.

También en esta selección

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.

OK | Más información